Aplicaciones de las tecnologías 3D en el Arte

Las tecnologías 3D son, junto a la digitalización y la robotización, los principales motores de la revolución tecnológica, que ha generado una disrupción y un cambio de paradigma en el modelo productivo global, en lo que se denomina Cuarta Revolucion Industrial, Industria 4.0 o Neoindustria. El sector secundario, basado hasta ahora en la estandarización y en las economías de escala, se ha visto obligado, por el cambio de cultura de consumo de las nuevas generaciones, a orientar sus procesos productivos a una fabricación individualizada y digitalizada, ligada al fenómeno del Internet de las Cosas, en el que todo dispositivo móvil tiene acceso a Internet, siendo especialmente relevante el Smartphone por su utilización generalizada por la mayor parte de la población mundial.

Las tecnologías 3D se empiezan a aplicar en la industria del Arte en la década de los 2000, era en la que tienen lugar las primeras exposiciones artísticas de piezas impresas en 3D como posibilidades de innovación con una nueva técnica. Pero no será hasta el año 2015 en el que se empiecen a mostrar piezas impresas en 3D como verdaderas obras de arte.

«Creator» (2020) de Héctor Lara rinde homenaje a las mentes creadoras de los artistas

En estos años, artistas 3D como Giles Azzaro, Neri Ozman, Amy Karle y Víctor Marín han aumentado su influencia en el mercado del arte gracias al uso de esta técnica en sus obras de arte y han captado la atención de personajes públicos de gran relevancia internacional como el Ex Presidente de los Estados Unidos de América Barack Obama.

El Arte 3D llega para revolucionar el mercado del arte por las aplicaciones que tiene en un escenario de pandemia mundial, que ha incrementado el uso de las tecnologías de la información y de la comunicación (TICs) y que ha acelerado los procesos de digitalización de los sectores empresarial y administrativo y de la propia sociedad civil.

Fotografiando la obra «Static Universe» (2020) de Héctor Lara en la Exposición «Universe» en el Espacio Joven de Valladolid en 2020

Según Artnet, el 70% de los Millennials han acrecentado su interés en coleccionar arte durante la pandemia del COVID-19 y en acceder a él a través de Internet. Esta generación (1981-1996), que en 2020 tiene entre 24 y 39 años, se muestra exigente con los bienes y servicios ofertados por las empresas, lo que sitúa al Arte 3D entre sus probables favoritos, por las posibilidades de personalización que ofrece para adaptarse a sus gustos y necesidades, en un contexto de economía experiencial, en el que las experiencias distintivas aparecen en el top de las búsquedas en Internet.

En la Exposición «Universe» contemplando obras de arte 3D de Héctor Lara para coleccionar

El artista 3D Héctor Lara, conocedor de estas tendencias, ha decidido especializarse en el uso de esta técnica como un signo distintivo de su arte, en una coyuntura que establece como prioridades la transformación digital, la innovación, la investigación y el desarrollo de proyectos creativos para relanzar la imagen internacional de empresas y de países.

1.- Rescatar Obras del Pasado

Entre las aplicaciones que el artista Héctor Lara ha dado hasta ahora a su Arte 3D cabe destacar el rescate de obras del pasado con su colección “Anti-Decadencia”, lo que le ha conducido a ser reconocido con la obra “Dante y Virgilio en el Paraíso” por la revista especializada All3DPen como la segunda mejor pieza de arte realizada con lápiz de impresión 3D.

«Dante y Virgilio en el Paraíso» de Héctor Lara, segunda mejor obra con lápiz de impresión 3D según la revista especializada ALL3DPEN

2.- Defender la Igualdad Social

Además, para contribuir a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 de Naciones Unidas, ha empleado su técnica 3D en su colección “Lujuria” para conseguir una mayor igualdad entre hombres y mujeres, creando un arte en relieve accesible a las personas con discapacidad visual.

3.- Potenciar la Imagen de Marca

En 2019, por su técnica 3D fue escogido por la empresa automovilística alemana Mercedes Benz para diseñar la ciudad del futuro en 3D en la presentación de su nuevo modelo de vehículo eléctrico EQ y potenciar a través de este arte vanguardista del siglo XXI su imagen de marca.

4.- Respaldar la I+D+I

Y en 2020, a través de la presentación de su colección “Universe” en Valladolid, gracias a su colaboración con el Blog de Arte The Biombo, Lara continúa en esta línea de dar relevancia a la técnica 3D en sus obras de arte, con piezas como “Universe Boom”, que tienen un relieve de hasta 4 cm realizado con el lápiz de impresión 3D de LixPen.

«Universe Boom» de Héctor Lara, mostrada por primera vez al público en la Exposición «Universe» promovida desde The Biombo en Valladolid en 2020

5.- Contribuir al Crecimiento Económico

En una época en la que la supervivencia de las personas está en riesgo por los efectos adversos del cambio climático en la salud humana, conviene recordar la frase de Charles Darwin en “El origen de las especies” (1962): “No son los más fuertes de la especie los que sobreviven, ni los más inteligentes. Sobreviven los más flexibles y adaptables a los cambios”.

El Arte 3D de Héctor Lara nos recuerda que para llevar a cabo el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de la Economía Española, es necesario adaptarse a los cambios de esta nueva normalidad, con ayuda de tecnologías innovadoras como la Impresión 3D.

Deja una respuesta